Cómo aprobar un examen tipo test

    0
    599
    aprobar examen tipo test

    Durante tu trayectoria académica te enfrentas a exámenes de todo tipo. En algunos tocará desarrollar un tema a través de largos textos y en otros solo tendrás que poner una cruz en una casilla en blanco. Aprobar un examen tipo test puede ser sencillo si el azar está de tu suerte (y los fallos no puntúan en negativo) pero si no has estudiado no será tan fácil como parece.

    Sin embargo, hay pequeños trucos que te pueden ayudar a aprobar este examen sin tener que estar continuamente invocando a la suerte. Lo primero que tienes que hacer es practicar, conocer exámenes pasados y, sobre todo, lo más importante, estudiar. Pero vamos a ver algunas estrategias que te pueden ayudar a prepararlo y resolverlo con éxito.

    Cómo estudiar un examen tipo test

    Para prepararte este tipo de examen con preguntas cerradas no hace falta memorizar largos textos ni tener capacidad de desarrollo. Lo fundamental es que memorices datos puros y duros como definiciones, fórmulas, propiedades… Tu memoria debe trabajar mucho durante este proceso ya que a la hora de responder puede haber tres soluciones aparentemente muy parecidas que varíen en un pequeño matiz, y ahí puede surgir la duda.

    Consejos para responder las preguntas tipo test

    1.- Lee muy bien las instrucciones del examen. Puede que haya más de una pregunta correcta, que cada pregunta tenga diferente puntuación, debes saber cuántos puntos necesitas para aprobar, cuántos te restan si fallas al contestar o si no hay penalización por los errores…

    2.- Empieza respondiendo a las preguntas fáciles, aquellas que tienes clara la respuesta. Deja para el final las que están en duda o aquellas que ves que vas a necesitar más tiempo para encontrar la respuesta acertada. Haz una marca en las que te estés saltando pero crees que podrás contestar bien para que visualmente tengas claro los puntos que ya tienes seguros. Si vas contestando en orden puedes perder un tiempo muy valioso con las difíciles y dejarte las fáciles sin contestar.

    3.- Cuando hayas respondido a las seguras, incluidas las que te ha llevado un tiempo encontrar la solución, toca decidir si respondes a las que no tienes claro. Aquí tienes que pensar en la penalización por error. Si no hay (no es lo habitual), no pierdes nada, así que aunque no tengas ni idea puedes probar suerte. Si penalizan las incorrectas y las no respondidas, también toca jugársela.

    Pero si la penalización es solo por respuestas fallidas pero las que se quedan sin contestar no suman ni restan tocará hacer cuentas. Responde si la posibilidad de acertar es alta, tanto como para que el promedio de los puntos de los aciertos sea mayor que el de las penalizaciones.

    preguntas tipo test

    Algunos trucos para aprobar exámenes tipo test

    La respuesta más larga y la más concreta suele ser la correcta. Según el escritor William Poundstone, quienes elaboran este tipo de examen tienen que estar seguros de que las respuestas correctas son ciertas sin ningún tipo de duda, por lo que normalmente tienen que usar un lenguaje más concreto y específico. Las respuestas falsas suelen ser más vagas o cortas.

    Las respuestas donde figuran extremos y alternativas ambiguas e incoherentes suelen ser incorrectas. Dice Poundstone que las respuestas que se diferencian mucho del resto suelen ser falsas, también aquellas que se parecen demasiado o son ambiguas

    Por otro lado, según recomienda el director del Instituto Europeo de Formación de Formadores, Fernando Pena Vivero, sospecha de las respuestas demasiado categóricas. Generalmente, las respuestas en un examen tipo test con palabras como ‘nunca’, ‘siempre’, ‘ninguno’, ‘todos’… suelen ser incorrectas. Piensa que prácticamente todo en esta vida tiene alguna excepción.

    Descubre las respuestas falsas y verdaderas

    “Todas las anteriores son verdaderas” suele ser la respuesta correcta. Para el profesor es la forma más sencilla de crear su examen. Copia frases literales de los apuntes y ya lo tiene. Diseñar las respuestas falsas requiere mayor esfuerzo de creatividad. Aunque puede que esto sea lo habitual no te aseguro nada, nunca subestimes la imaginación de un docente…

    En el caso contrario, las respuesta “Todas las anteriores son falsas” tiende a ser una respuesta falsa. Por lo que hemos dicho antes: si crear una alternativa falsa requiere de más tiempo, escribir varias que son incorrectas todavía precisa de mucho más.

    Observa las concordancias de número o de género. Si, por ejemplo, el enunciado pregunta por “qué elementos…” y en una respuesta solo hay uno, está claro que esa no es la correcta. Lo mismo con el género. Aunque parezca una obviedad, puede suceder y de hecho sucede, y ser observador te ayudará a eliminar las respuestas que no son correctas.

    En cualquier caso, si quieres aprobar un examen tipo test lo primero que has de hacer es estudiar. Pero si tienes dudas ante varias respuestas y realmente no te juegas nada siempre podrás acudir a estos trucos para encontrar la solución correcta.

    Compartir
    Artículo anteriorEl lenguaje corporal en una entrevista de trabajo: tus gestos hablan de ti
    Artículo siguienteConsejos para sobrellevar el doctorado
    Colabora con Becas Estudio desde su creación. Licenciada en periodismo, ha seguido muy de cerca el mundo de la educación ofreciendo día a día noticias y becas de interés para estudiantes y actuando como guía en su camino hacia la formación que les garantice un futuro profesional prometedor.

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here