Tips para crear el ambiente de estudio perfecto

    0
    1221
    ambiente estudio

    Sabemos lo importante que es gozar de un adecuado ambiente de estudio que favorezca la concentración, nos motive y consiga que mantengamos la atención durante el máximo tiempo posible, lo que redundará en una mayor productividad. ¿Cómo conseguirlo? Vamos con unos consejos que te van a ser de utilidad para ello.

    1. La habitación. Aunque estudies en la misma habitación en la que duermes, que es lo habitual, la estancia debe contar con una adecuada luz natural, con una temperatura ambiente constante y agradable, ni demasiado cálida ni heladora, sin corrientes de aire. Es importante que tenga un espacio para la mesa de estudio y, si tienes sitio, crees una zona de relax y descanso. Estos dos ambientes te ayudarán a mantenerte concentrado y motivado.
    2. La mesa de estudio. Cuanto más sencilla sea, mucho mejor. La deberás ubicar de manera que tengas una buena luz natural, sin que te deslumbre ni te genere zonas de sombra. Según sea tu manera de estudiar ya sabrás cuánto de grande necesitas que sea, si vas usar cajones u otros sistemas de almacenamiento.
    3. El material. Esto es muy personal. Hay quien necesita un atril para mantener la postura recta mientras lee sus apuntes, otros necesitan subrayar, escribir y anotar todo tipo de cosas conforme repasan la lección y usarán un montón de bolis de colores, rotuladores, subrayadores y post-it… Eso sí, que no falte un flexo para darte un punto de apoyo de luz, y puedes añadir algún detalle como una planta que dé un poco de vida y alegría al entorno. Nunca satures la mesa de cosas y tenla todo lo ordenada que se pueda.
    4. La postura. ¡Muy importante! Debes mantenerla lo más recta posible, dentro de tu comodidad, con las piernas dobladas en un ángulo de 90 grados y los pies bien apoyados en el suelo, sin cruzarlas. Es bueno que tengas una silla adecuada para pasar largas horas en ella, aunque es imprescindible que, de vez en cuando, te vayas levantando y estirando para que tus músculos no sufran en exceso y relajar tu cuerpo y tu vista.
    5. La hidratación. Estar bien hidratado es muy importante, también que mantengas el nivel de azúcar estable. Puedes dejarte a mano una botella de agua y algo que puedas comer sin que haga que te suba y baje el azúcar rápidamente; algo de fruta y unas galletas podría estar bien. Cosas que no sean pesadas, pero evita tener hambre mientras estudias.
    Compartir
    Artículo anteriorCómo vencer la ansiedad de los exámenes
    Artículo siguiente5 recomendaciones para estudiar en verano (y disfrutar de tus vacaciones)
    Colabora con Becas Estudio desde su creación. Licenciada en periodismo, ha seguido muy de cerca el mundo de la educación ofreciendo día a día noticias y becas de interés para estudiantes y actuando como guía en su camino hacia la formación que les garantice un futuro profesional prometedor.

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here